Volviendo a las bases: El 2 contra 1

Nuestra mayor habilidad como entrenadores debería ser la de poder analizar en profundidad la complejidad del juego, siempre simplificándolo todo lo posible para nuestros jugadores.